Astor Piazzola: Concierto para quinteto



La melancolía es un bajo golpeando y acentuando el irse del tiempo mientras el presente va escribiendo la primera voz de una melodía sensiblera.
Humildemente creo que quien interpreta a Astor solo técnicamente se equivoca. Hay que meterse en sus armonías, en su contrabajeo temperamental, en la esencia de sus disonancias como bocinas y cuando de repente aparezcan porteños caminando eufóricos entre las cuerdas quizás recién en ese instante estés preparado para tocar un par de notas…

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s